martes, marzo 15, 2016

DE LA GERENCIA DEL PP, A LA POLITICA PROVINCIAL

El nuevo Secretario de Organización del PP en A Coruña, Evaristo Ben Otero, deja la gerencia del PP en A Coruña. Evaristo Ben opta abiertamente por la política, y sigue el camino de otros funcionarios de partido como Barreiro Rivas o Soraya Sáenz de Santamaría entre otros, que tomaron ese camino en su momento. 
Este pasado domingo en su muro de facebook empezó a transmitir sus primeras impresiones personales, subiendo un mensaje de agradecimiento y perdón  "El 8 de diciembre de 2008 comencé una etapa en la sede Provincial como Gerente. La semana q viene esa etapa llega a su fin. Después de estos años apasionantes toca decir gracias y perdón",   y enumerando detalladamente primero el perdón "a todos aquellos a los q de alguna manera haya podido ofender, a los q no sintieron el apoyo necesario e incluso a los q se hayan sentido incomprendidos o ignorados, esa nunca fue mi intención, pero de todas formas perdón.", continuando con los agradecimiento "a Carlos Negreira, la persona q junto con Diego Calvo confío en mi, la persona q ha hecho de mi estancia en la sede un aprender constante y una persona por la q siento una profunda admiración política pero sobre todo personal. Gracias a los Alcaldes y Portavoces con los q he compartido muy buenos momentos y otros menos buenos, pero de los q he procurado aprender todos los días".  

Especial mención hace a los que hasta la fecha han sido sus compañeros y compañeras de trabajo  "Gracias al personal de la sede Sese, Carmen, Chelo, Anton, las Sonias y sobre todo gracias a Clara por su trabajo, comprensión y buen hacer".  Sin olvidarse de su familia "Gracias a mi mujer Carmen y a mis hijos Carmen y Fernando por entender y perdonar mis ausencias",  y terminando con un agradecimiento especial "a Diego Calvo, una persona q será un gran presidente y q ha confiado en mi para ser Vicesecretario de Organización y Territorial, espero no defraudar a Diego, pero sobre todo espero no defraudaros a vosotros. De corazón gracias y un abrazo para todos". 

13 comentarios:

Anónimo dijo...

Un buen cargo para un patateiro de Compostela

Anónimo dijo...

Evaristo tenía a la izquierda de su mesa de "trabajo" una caja empotrada en la pared. Adivina adivinanza, ¿que metía y que sacaba de esa caja?

Anónimo dijo...

Esta claro que este PP está de capa caida

Una pena

Anónimo dijo...

El PP necesita un proceso de extinción de los dinosaurios y que ese proceso sea rápido.

Anónimo dijo...

Estoy Alucinando ¿Evaristo en inquisidor el dueño de las llaves de la caja fuerte? Que meritos tiene este personaje aparte de servil de Faraldo y Juncal. El partido necesita gente que hable claro y que acabe con el coporativismo. Mirando hacia otro lado no se solucionan los problemas sr Diego.

Anónimo dijo...

En A Coruña el PP está rodeados de casos de corrupción y la mierda les llega al cuello. Y ¿no saben nada?. Solo hay dos explicaciones: o mienten como bellacos (porque también están pringados) ....o son absolutamente incompetentes para dirigir a los suyos sin enterarse de nada.

Anónimo dijo...

Evaristo, otro iluminado. A nadar en aguas revueltas para ver si podemos pillar algo. Los grandes políticos están en decadencia y lo que viene..........cacatúas sin convicción.

Anónimo dijo...

Tiene mucha experiencia ganada vendiendo patatas

Anónimo dijo...

Vergüenza, que haga y deshaga a su antojo en el Partido Popular.

Anónimo dijo...

Evaristo mando con Juncal, mando con Negreira y mandara con Calvo. El es el que mandaba de verdad mientras los demas daban la cara, ahora le toca dar la cara a el, el premio un escaño en el Parlamento gallego, a seis o cuatro meses vista

Anónimo dijo...

Este era de los que siempre se iban a ir porque estaba hasta los huevos pero siempre se quedaba...

Anónimo dijo...

Sois todos unos capullos, metemierda, q no respetáis a nadie. Envidiosos pq no sois capaces de trabajar y solo OS dedicáis a deshonrar el trabajo fe los demás.

Anónimo dijo...

En Galicia, los universitarios emigran y los "no universitarios" ascienden. Algo falla ¿no?