jueves, diciembre 17, 2015

CONTRA LA VIOLENCIA IRONIA

Rajoy defendido ayer, sin gafas tras el puñetazo que ha recibido en Pontevedra, durante el mitin en A Coruña que "España necesita huir de los extremismos" y que los gallegos son un pueblo moderado de gente tranquila, formal y seria. También ha bromeado con su agresión de esa misa tarde en Pontevedra, . "Empecé de militante de base y pegué carteles, y muchos, cuando se pegaban. Y aún hoy se pegan, en la provincia de Pontevedra", una ironia que ha hecho surgir risas entre los asistentes al mitin. 

No hay comentarios: