jueves, julio 09, 2015

¿Y AHORA QUE?

Desde 2007 Grecia ha perdido la cuarta parte de su riqueza, a pesar de los 240.000 millones inyectados por sus socios europeos y el FMI. Para que el país funcione, Grecia necesita imperiosamente una fuerte inyección de liquidez en su economía y eso por el momento no está ni mucho menos garantizado. De no producirse, Grecia va camino de la quiebra, camino del caos, con un sistema financiero intervenido y sin poder hacer frente al pago de los salarios y las pensiones. No debemos olvidar que en 2012 se aprobó una quita de la deuda helena que afectó a más del 84% de los acreedores privados que habían comprado bonos del Tesoro Griego. Operación que supuso el perdón de 100.000 millones de euros.

El resultado del referendo es un claro no a Europa, una clara voluntad de abandonar la eurozona. Un resultado que supone una victoria política para Tsipras por el hecho de haber conseguido un amplio respaldo a sus políticas anti europeas y por lograr la dimisión del líder de la oposición y exprimer ministro, Antonis Samaras. Pero ahora Tsipras y su Gobierno ya no dependen del pueblo griego, ahora dependen del Banco Central Europeo y de los Estados de la Unión Europea.

El partido continúa para Syriza y la gran mayoría de los griegos que han respaldado sus políticas, mientras que para el resto del pueblo griego solo queda frustración y desesperación. Pero el partido ahora ya no lo juega en casa, se juega en la liga europea en donde no va a tener nada fácil competir. En la Unión Europea se juega bajo la premisa del respeto a las reglas comunitarias por todos aceptadas y al cumplimiento de los compromisos y obligaciones adquiridas, como han hecho otros países como España, no teniendo cabida el populismo, la arrogancia y el chantaje permanente de un país que durante años ha mentido sistemáticamente sobre el estado de sus cuentas públicas.

¿Y ahora qué?, nos preguntamos todos los europeos. Esta pregunta puede tener una fácil respuesta. Ahora le toca a los dieciocho países de la zona euro convocar un referendo con una pregunta muy sencilla; ¿Quiere usted que la Unión Europea siga financiando al Gobierno griego sin que este se comprometa con hechos a devolver todo lo que el resto de Estados, también soberanos y democráticos, le hemos prestado?. A Grecia ya no se le puede permitir la estrategia de pedir, no pagar y volver a pedir y pedir.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Si esto pasa en España vaya desgracia!

Anónimo dijo...

ahora tercer rescate a Grecia y después de las elecciones españolas, quita del 30% a Grecia, y luego a Portugal, y luego a España, y luego.....

que pensáis que marianin (the short) soluciono algo en este país?