jueves, febrero 05, 2015

TRES MILLONES DE DESENCANTADOS

Los ressultados del barómetro del CIS de enero apunta con claridad a que la izquierda está movilizada, pero muy fragmentada, pero forma una mayoría, la suma de PSOE y Podemos seria una mayoría absolutisima en el Congreso.
El barómetro refleja porcentajes muy bajos de estimación de voto entre los tres grandes partidos: 27,3 por ciento para el PP, 23,9 por ciento para Podemos, y 22,2 por ciento para el PSOE. Pero hay un dato que puede ser decisivo ante las próximas elecciones generales: los ciudadanos que no saben a quién votarán llegan al 20,8 por ciento, y los que no quieren contestar son el 1,2 por ciento. En total, representan el 22 por ciento. Muy parecido a lo que reflejo el barometro de octubre en que eran el 19,5 por ciento los que no sabían, mientras que los que no contestaban eran el 2,4 por ciento.
No hay que romperse mucho la cabeza para intuir que la desmovilización mayoritaria se produce, básicamente, en el centro derecha. Entre los votantes del PP. De ahí que el objetivo del PP se debe centra en lograr atraerse a tres millones de esos electores que, desencantados, se han situado en la abstención o la indecisión. No es un objetivo facil, con un Gobierno que no ilusiona ni a los mas acerrimos.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Disolución del PP ya.

Anónimo dijo...

A buscar trabajo y emigrar como hacemos los demás y los que tengan que ir a la cárcel que apechuguen con sus marrones por chorizos.

PODEMOS voto útil!!

Anónimo dijo...

Hay que seguir dando explicaciones públicas de lo que se ha hecho en esta legislatura, y exponer claramente la situación de la que se partía (para que no crean los españoles y españolas que se han hecho políticas distintas a las prometidas, por capricho). Pedir claramente apoyo a la ciudadanía, para seguir con las reformas, que son las que pueden contribuir a mejorar la situación económica, y no eludir pactos sensatos con el PSOE. Y, por supuesto, poner en evidencia la política suicida de Podemos.

Anónimo dijo...

El Partido Socialista Obrero Español (que así se llama) no debe tener preocupación por el PP. Sabe que es un partido con sentido de Estado y ambos pueden, y si fuera necesario -deben- unir esfuerzos comunes en situaciones complicadas. Es cierto que al PSOE le falta liderazgo, y que Pedro, y también la lideresa andaluza, están a años luz de aquellos socialistas referentes (González, Guerra, etc.). Pero tienen que saber que aliados a Podemos, durarían lo que un caramelo a la puerta de un colegio. Si la Sra. Diaz tiene más votos en Andalucía, el PP debe permitirle gobernar, aún en minoría. Y lo mismo debe suceder en otras CCAA y Ayuntamientos: apoyos mútuos PP-PSOE, estando al frente el más votado. Y lo mismo deberá suceder a nivel de Estado. Lo otro (flirtear con Podemos, porque es la izquierda), es cavar una fosa -no para el adversario- sino para sí mismos.

Anónimo dijo...

Es cierto que en España hay desencantados. Probablemente porque las expectativas eran enormes y no todo se resuelve al mismo tiempo. De todas formas, la gran mayoría de lo que se denomina "clase política", es honrada. Hay miles de concejales; cientos de diputados regionales; miles de cargos de todo tipo y condición, en todos los partidos y sindicatos, que tienen como norma de conducta la honradez. Por tanto, es injusto extender a todos el comportamiento de algunos pocos. Como también sería injusto extender a toda la ciudadanía el comportamiento impresentable de algunos pocos. ¿Acaso no hay albañiles, y abogados, y curas, y peluqueras, y médicos, y parados,etc., que mantienen o han mantenido conductas inapropiadas?. ¿Sería justo extender su comportamiento a todos los de su gremio?. No. Pues con los políticos pasa lo mismo.

Anónimo dijo...

El PP ha traicionado a sus bases y a su ideología, le ha pasado la factura de la crisis al pueblo sin hacer ni una de las reformas que prometió y haciendo otras que dijo que no haría. Rajoy nos echó a los conservadores y liberales y se quedó con los lameculos y lo más podrido del partido. ¿ Qué esperaban?.

Anónimo dijo...

El PP no es un partido liberal y republicano; que es lo que necesita España y la UE del siglo XXI.

Anónimo dijo...

Lo peor es que la militancia está desmotivada y descontenta por comportamiento de las cúpulas peperas. Con la militancia sin ilusión, esto va camino del caos.

Anónimo dijo...

Os ruego me pidáis sentido común , pídanme votar a partidos de centro, pídanme ......Pero no me pidas eso , eso que tu sabes que nunca te lo daré , si , eso , no , no lo veras , ni olerlo podrás,antes puta que acostarme contigo,me dejaste , te reíste de mi , ahora no reclames algo que no te pertenece muchacho ,

Anónimo dijo...

A ver si recuerdan esta frase que tanto gustaba:

"Roma no paga traidores"

Anónimo dijo...

Julio Flores dimisión!!!!
A balaaaar a otro laado!