viernes, octubre 03, 2014

OPTIMISMO SI, PERO CON MESURA

En los meses de agosto y septiembre el paro ha subido en 8.070 y 19.720 personas respectivamente. Todo aumento del desempleo no es un buen dato, pero podemos afirmar que el dato del último mes es bastante menos malo de lo esperado, teniendo en cuenta que el mes de septiembre es un mes de fuerte destrucción de empleo debido a la finalización de la campaña de verano. Este año esa disminución en la destrucción de puestos de trabajo puede venir dada principalmente porque estamos ante una de las mejores campañas turísticas de la historia.
El paro en septiembre del año pasado subió en 25.572 personas y hasta la fecha el incremento más elevado corresponde a septiembre de 2011, con 95.817 parados más. Es decir, se está frenando la destrucción de empleo. Durante los últimos doce meses el paro se ha reducido en 276.705 personas.
Las altas a la seguridad social arrojan un dato positivo en este mes de septiembre, incorporándose 12.182 cotizantes nuevos. El mejor dato en el mes de septiembre desde 2006. En septiembre de 2013 la seguridad social perdió 22.242 afilados.
En relación con 2013, el sistema incorporó afiliados al sistema por octavo mes consecutivo, hoy hay 356.258 más que hace un año, lo que se traduce en un crecimiento interanual de la afiliación del 2,18%, la más elevada desde 2007.
La Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos, OCDE, señala que España será el país miembro donde más disminuirá el paro en términos relativos hasta finales de 2015. Sin duda una buena perspectiva que nos anima a seguir pensando que las medidas que se están tomando para luchar contra el más acuciante problema que tenemos en nuestro país van por buen camino. Con todo, a nadie se le escapa que todavía nos queda mucho por hacer en esta materia. El dato conocido ayer sitúa el número de parados en España en 4.447.650 personas.
Con una situación actual en la que se va poniendo freno a la destrucción de empleo, cambiando la tendencia hacia la creación de empleo y en la que debemos de lanzar los mensajes de la mejoría de nuestro mercado laboral con enorme mesura, hay políticos que no hacen más que arrojar siempre mensajes negativos sin querer pararse a analizar los datos y síntomas que invitan a un prudente optimismo en nuestra lucha contra el desempleo. Así lo ha hecho el televisivo líder del PSOE Pedro Sánchez, que no ha dudado a la vista de los datos del paro de los dos últimos meses en presentarnos un panorama laboral más negro si cabe.
Bien haría el líder socialista en proyectar algún mensaje de optimismo si analizamos algún dato clarificador. Por ejemplo, de agosto de 2013 a agosto de 2014, el paro registrado ha disminuido en 270.853 personas, una tasa del 5,76%, el mayor descenso de toda la serie histórica. Y como a lo mejor el líder socialista no tiene memoria convendría recordarle algunos datos de la evolución del paro en el mes de agosto durante las legislaturas de ZP.
En 2004; 35.500 parados más; 2005, 29.700; 2006, 28.700; 2007, 57.958; 2008, 103.000; 2009, 85.000; 2010, 61.000 y 2011, 51.100 parados más. Subidas muy por encima de las de este pasado mes de agosto. Es más sería bueno que el partido socialista y su líder tuvieran muy presente que en diciembre de 2007 había en España 2.129.547 parados, cuatro años más tarde, diciembre de 2011, 4.422.359. Por decencia política bien haría el partido socialista no hablar más de paro, a la vista del pasado y cuando la situación está tornando a mejor. Podemos ver la situación de forma muy distinta a como la veíamos hace tres años.
Podemos hablar de mensaje positivo y esperanzador, pero hagámoslo con mesura, nos queda mucho camino todavía.

1 comentario:

Anónimo dijo...

El Estado roba.